La Vida que Todo te lo Da y Todo te lo Quita...


Un mes ausente de aquí y sin echarlo de menos, poniendo mis ideas en orden y mis sentimientos.

El dia 26 de Diciembre del 2014 se murió un compañero de trabajo. Antes era amigo, luego discutimos y pasó a ser simplemente compañero pero seguia sintiendo cariño por él y creo que él por mí tambien. Además era buena persona porque cuidó de su madre hasta el final de sus dias como tendrian que hacer los buenos hijos. Hace aproximadamente unos 6 meses me lo encontré y me dijo que tenia cáncer. El dia 29 llamé a su mujer para preguntarle aunque ya sabia la respuesta. Solo le pude decir que lo sentia muchísimo y que si necesitaba salir o hablar con alguien podia contar conmigo. Quedé en llamarla más adelante para saber como se encontraba.

Hace más o menos una semana también se marchó Chema. No lo conocí mucho pero si hablé con él en alguna ocasión. Cuando se lo dije a mi marido se quedó totalmente paralizado porque le tenia muchísimo cariño. Empezó a hablarme de su mujer, de su perro Pistón y de lo mucho que le gustaban los camiones y las motos. Y lo más importante, que era una grandísima persona. Ha sido un golpe muy duro para todos, familia y amigos pues era tan joven y tan buena gente... será difícil recuperarse.

Ya terminé el nuevo Tratamiento de Corticoides, que bien. Los efectos secundarios me estaban fastidiando. Más apetito, las defensas bajas, depresión e hinchazón del cuerpo... Espero que la úlcera del intestino se haya cerrado y además pueda reunir fuerzas para empezar a hacer ejercicio que buena falta me hace. ¡Quién me ha visto y quién me ve!.

He aprendido a asumir que no todas las personas nos quieren cuando queremos ni de la misma manera. Estoy madurando aunque me siga resistiendo. Ayer me dí cuenta.

Me fui a Urgencias con mi suegra porque se ahogaba del gripazo que lleva encima. Ya estuvo con la doctora de cabecera pero lo que le recetó no sirvió de nada así que al final tuvimos que salir corriendo en ambulancia hacia el hospital. Los de la ambulancia eran 2 chicos geniales, muy amables y atentos. Yo charlé bastante con uno mientras iba conduciendo, por primera vez me vi seria, reflexiva, escuchando atentamente todo lo que decia. Yo le contestaba con frases cortas pero meditadas a las que él asentia con la cabeza. Hasta me dio pena cuando nos despedimos con una palmadita en la espalda: "que vaya todo muy bien", nos dijimos. Luego me di cuenta que con las prisas se me habia olvidado peinarme así que llevaba unos pelos... uff uff uff. Ahora diria mi amiga Puki que como siempre para no variar...

He vuelto aquí aunque no sé todavia por cuanto tiempo...

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...