TIA, YA HACE 6 AÑOS SIN TÍ

Hace una semana se cumplieron 6 años de tu partida hacia, imagino, un lugar donde no existe ninguna clase de sufrimiento ni maldad, donde espero estés con tus padres y aquel amigo inseparable con el que tenias tanto en común y del que siempre hablabas. No hace mucho me dí cuenta que aquí en la Tierra no estaremos para siempre y que en cualquier momento nos vamos sin haber podido hacer la maleta ni habernos despedido de nuestros seres más queridos. Es bueno estar preparado para ese momento pero me resulta muy difícil.

A tu hermana no le he recordado esta fecha porque ella bastante tiene en su cabecita y se hundiria mucho, ya me cuesta mantenerla a flote a diario y cada vez más. Te tiene presente siempre, hay fotos tuyas repartidas por todos los rincones de casa, incluso el otro dia se le olvidó un pastillero tuyo en mi casa y no estuvo tranquila hasta que no se lo devolví. Yo bromeé diciéndole que lo iba a vender en los Encantes Viejos, algo que nunca haria por supuesto.

La que sufre mucho por tu partida es tu hija y me duele el corazón sentirla así. Hace tiempo que no la veo y me preocupa porque creo que está muy sola aunque tenga a su padre, pero él ya es mayor y está cansado de luchar en esta vida. Quiero ayudarla, haber si consigo que reaccione y se agarre a algo con lo que se sienta un poco segura. Es una tarea difícil y yo tampoco voy sobrada de fuerza pero si tengo que chillarle para que espabile lo haré. Te lo debo.

Te echamos mucho de menos. Siempre pensamos en tí. Te queremos.

F O R M E N T E R A, ¡ALLÁ VAMOS!

Todavia recuerdo la primera vez que aterricé en Formentera. Habia visto unas fotos de una amiga que habia estado allí y no podia dar crédito que un lugar así estuviera más cerquita de lo que pensaba. Se me quedó grabado el color azul turquesa del mar, su transparencia, la arena tan fina de la playa, la luz, el sol cegador, la blancura nuclear de las casas en contraste con el azul eléctrico de las ventanas. Me dije: "yo tengo que ver ese lugar". No tardé muchos dias en ir, así soy yo en esencia, dicho y hecho porque a veces las sensaciones se esfuman y no hay que dejar que eso ocurra.

Quiero explicaros lo que sentí cuando puse los pies en aquella arena tan blanca y suave, con trocitos diminutos de coral. Era un sueño hecho realidad de colores brillantes, nunca habia visto un mar tan precioso, los peces jugaban en la orilla y no se asustaban, una mujer leia un libro dentro del mar, solo se oia a la brisa mover las sombrillas, todo guardaba un equilibrio perfecto. Mis amigos se alejaban mientras yo permanecia inmóvil ante aquella maravilla. Me costó un buen rato cerrar la boca de lo impresionada que estaba. Ese momento de entrar en aquel mar azul turquesa con aquella agua tan limpia, no queria salir, me hubiera quedado a vivir dentro de ella, toda mi existencia se reduciria a permanecer allí con los peces y las caracolas.

Así me puse de roja como un cangrejo y eso que mi piel está acostumbrada al sol o estaba. Nunca he visto al sol picar tanto. Los dolores y el picor en todo mi cuerpo me devolvieron a la cruda realidad.
Volví una segunda vez a aquel paraiso y aunque tuve las mismas sensaciones no fue lo mismo por culpa de la invasión de turistas que sufre la isla. A ratitos lograba encontrar la paz y la tranquilidad observando a las lagartijas turquesas que viven allí, pedaleando con la bici, dejándome llevar por el aroma de las flores que se mezcla con el olor característico del mar.

Dentro de muy poco estaré otra vez, sin perder detalle de lo que me rodea pero con calma, porque allí todo va a cámara lenta, con la mirada puesta en el horizonte, amaneciendo o atardeciendo, quizás un baño nocturno después de pedalear o un paseo por la arena blanca con trocitos diminutos de coral.

¿QUÉ FUE DE BABY JANE? (1962)

La tenia reservada ahí en el disco duro esperando el mejor momento para verla, porque yo necesito que sea el momento idóneo y más si es un clásico, no quiero visionarla como si se tratara de un programa más del corazón. Se tiene que disfrutar en silencio, sin apenas interrupciones inoportunas. Ayer se produjo el milagro, la tarde era tranquila y después de ver una buena película inglesa decidí probar suerte. Ahí estaba yo ante los créditos iniciales, el título, el intrigante y perturbador comienzo de "¿Qué fue de Baby Jane?".

Cuando una película te lo hace pasar mal, te resulta imposible levantarte del sillón para ir al baño, te hace pensar, te sorprende continuamente sin caer en tópicos y sin recurrir a referencias a otra película de similar argumento es que estamos ante una Obra Maestra del Cine de todos los Tiempos.


Asistir al enorme despliegue de recursos interpretativos de dos inconmesurables damas del cine clásico como son Bette Davis y Joan Crawford es un privilegio al alcance de los que realmente amamos el Séptimo Arte con pasión enfermiza. Ya habia visto en "Eva al Desnudo" de lo que era capaz Bette Davis, ese rostro sin límites en lo que concierne a gestos, posturas, ademanes, capaz de interpretar cualquier personaje que se le antojase, sabedora de su superlativo talento, la más mala malísima, que disfrutaba recreándose en las emociones más sórdidas del ser humano, nadie podia igualarse a ella actuando... bueno quizás Joan Crawford.


El odio que existia entre ambas en la vida real sirvió de base en la construcción y desarrollo de los personajes de Blanche y Jane, continuamente competian por obtener el mayor número de planos posible aunque el director, de antemano, ya sabia perfectamente como distribuirlos. No se dejó intimidar en ningún momento por aquellos dos animales escénicos y con mano dura y equilibrado temple consiguió obtener el resultado que buscaba.

El argumento es el siguiente. Dos hermanas Jane y Blanche. Jane es una niña prodigio que se hace llamar "Baby Jane" cuyos pasos dirige su padre, incluso crea unas muñecas similares a ella, pero el carácter caprichoso y endiablado de la niña hace que su carrera tenga un recorrido más bien corto. Mientras Blanche se resigna a soportar a su hermana y sus continuos desplantes. Pero cuando las dos hermanas se hacen adultas Blanche se convierte en una gran estrella cinematográfica solapando totalmente a Jane que se hunde en el más completo de los olvidos. Blanche tiene por contrato que su hermana actue en todas las películas en las que ella intervenga algo que desespera a los directores pues no pueden soportar el caracter indómito de Jane. Una noche mientras las dos hermanas vuelven en coche de una fiesta en honor de Blanche y al llegar a la mansión que ésta poseia, Jane aprovechando que su hermana se habia bajado del vehículo para abrir la verja que daba paso al garaje, pisó el acelerador aprisionando a Blanche contra la verja. Las consecuencias de este trágico suceso son terribles.

No os cuento más para que os animéis a verla.

Una anécdota. Un amigo hace ya unos años me decia siempre que yo le recordaba a Bette Davis físicamente, supongo que por los ojos y la mirada penetrante que se te clava en el corazón cuando te mira, tan intensa por fuera y tan perdida por dentro. A mí no me hacia gracia pues no la veia nada guapa, ahora me pareceria todo un halago.

Título Original: What ever happened to Baby Jane?
Año: 1962
Duración: 133 minutos 
País: EE.UU
Director: Robert Aldrich
Guión: Lukas Heller
Música: Frank De Vol
Fotografia: Ernest Haller
Producción: Warner Bros. Pictures 
Reparto: 
Bette Davis como Jane
           Joan Crawford como Blanche
                                 Victor Buono como Edwin Flagg - Pianista
                              Robert Cornthwaite como Doctor Shelby
           Julie Allred como Baby Jane


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...